martes, 29 de septiembre de 2009

Discovery home and... Hell, sí, HELL

37 Arengaron conmigo
Hay estudios médicos que son realmente crueles, y no hablamos de aquellos hombres que padecen de prostata, o que tienen que hacerse algún estudio relacionado con el Colon, los compadezco.
Pero sin ir muy lejos hay un estudio que la vida me está haciendo conocer rai jier rai nau, y es para ver el cortisol en kdjfkdjf, cuestión que para el análisis completo de dicha hormona, hay que:


Juntar 24hs de orina en una botella
sacarse sangre a las 8 am.
sacarse sangre a las 16 pm.
Juntar la saliva en un tubito a las 23hs.

Todo ésto en los horarios indicados, puntualmente, porque la hormona cumple un ciclo(?).

Sí, salvo la orina que se lleva la mañana del día que te sacas sangre a las 8, pero se junta el día anterior, todo lo demás se hace en un fackin mismo día. ¬¬ Malditos, abusadores. Los odio.
Lo mas humillante es salivar en un tubito de plástico, me sentí una vieja de 4509 años.

Pero lo peor no es ni tener que juntar el pis de todo el día, ni hacer un ayuno intermitente que se inicia cruelmente cada 4 horas, ni tener que ir a la clínica 45 veces en un día, ni salivar en un tubo mas pequeño que un dedo y embocar. No.

Lo peor es hacer todo ésto y que la enferma que te saca sangre y te pincha mal 4 veces en un día, te dé el tubito y no te avise que tenés que llenarlo provocando así, que tengas que volver a repetir todoooooo el proceso.

Los voy a matar a todos, quiero que lo sepan. Después no me culpen.

viernes, 25 de septiembre de 2009

No nos une el amor...

28 Arengaron conmigo
Oh, resulta que mis vecinos del piso de abajo se mudaron.y ya estoy extrañandolos. No, de ninguna manera los extraño por que sean mis amigos o porque hayamos compartido momentos memorables con ellos, mas bien hay que decir que no nos unió el amor, sino el espanto.
Contrariamente a lo que la ley ordena, habíamos dispuesto entre todos los que vivimos en el edificio una especie de beneficio consorcieril, mediante el cual todos los habitantes del mismo teníamos derecho a disfrutar de la señal del cable digamos, en virtud de un fondo común. El tema es que los encargados de juntar ‘la vaquita’ mensual eran los de abajo, por lo tanto, a fin de este mes me vería en la horrenda situación de carecer de la tan preciada señal.
En virtud de no subsistir ni medio microsegundo sin ver la televisión decidimos, con cierta persona que convive conmigo, adquirir una promoción que sabiamente le ofrecieron en su trabajo, mediante la cual gozaríamos de televisión vía satélite por una módica suma, -aunque millonaria en comparación con la que pagábamos antes con nuestro sistema consorcieril.-

Ahora bien, el tipo vino ayer a instalar el sistema y todos los aparatejos que esto implica, pero a la media hora de haberse retirado de mis aposentos el aparato empezó a tirarme unos mensajes extraños dignos del mismísimo averno. Por tal motivo llamé a la maldita compañía de cable para quejarme. Lejos de escuchar una tonada porteña, mendocina o cordobesa, me encuentro hablando con la mismísima Shakira, -o algún coterráneo suyo.- El tipo muy amablemente me informa que el satélite tarda lklkkljkdfjdk minutos en transmitir la señal, porque claro, estamos del otro lado del mundo, o no tanto, pero bastante lejos, so, tengo que esperar 15 min. Para que la orden que el emite, en algún recóndito lugar del Cuartel de Juarez , llegue a Córdoba, Argentina. Como ya no podía destinar más de mi tiempo laboral para ver ‘Intrusos’ como correspodía, me retiré al trabajo.
Cuando regresé a mi hogar, luego de arduas horas de cansador esfuerzo mental para no asesinar a algunos empleados, finalmente pude babearme con el aparato ese del demonio que te deja ver la tele mientras vos grabas un programa o varios. El temita vino cuando, minutos después de mi arribo, empezó a desconocer el decodificador de mierda y, nuevamente, el mensaje amenazador apareció en la pantalla, malditos hijos de puta. ¿Cómo pueden robarme de ese modo?, eh. Decíme.

Una quiere ser legal (¿) y pagar como corresponde y resulta que el servicio es de décima. Entonces, Señores que brindan servicios de mierda: no se quejen cuando la gente opte por hacer asociaciones ilícitas para evitar pagar una fortuna por un servicio deficientemente pésimo. Es mucho más fácil pelar 2 o 3 cables, aún corriendo riesgo de electrocución, y listo el pollo, que pretender pagar y que ustedes brinden algo parecido a lo que prometen. Son patéticos.

No se quejen.

martes, 22 de septiembre de 2009

Lo hago por mis hijos

33 Arengaron conmigo
Sí, además de que mis días son un llanto a la vida, [por motivos que ya todos conocemos: quiero ser millonaria pero la sociedad no me lo permite], ahora tengo que soportar ir al odontólogo y, -como si ya eso no fuera suficiente castigo-, soportar que el maldito tenga un hedor a muerto vivo que espanta,- el olor, no el muerto vivo.- Yo no quiero hacer una apología a la limpieza pero estaría bueno que cuando uno sale de su casa, y tiene la ardua tarea de tratar con gente durante su jornada laboral, tenga en cuenta el hecho de que el Olor a chivo puede ser contraproducente, y se bañe. O sea.
Por eso mismo a partir de ahora voy a recibir donaciones de todo tipo: dinero, autos, casas, departamentos, joyas, lo que sea que me permita no trabajar durante un lapso considerable de tiempo y, ese mismo tiempo destinarlo a dar conferencias para que la gente viva limpia y feliz. Piénselo, de ese modo mas de uno se ahorraría el broche que debe colocar en su naríz cada vez que un ser hediondo se aproxima. Y si no lo hacen por su salud olfativa, háganlo porque me aman y porque ya es hora de que deje de trabajar. esto no es vida señores, por favor. Estoy harta de soñar con empleados incompetentes, aunque ultimamente sueño mas con mi jefe quejándose por algo. ¬¬
Por otro lado, estamos hartos, haaaar-tos de que gente trabajadora y decente, no tenga oportunidades para salir de pobres, por ejemplo: yo. Y no me digan monotemática, no. Tampoco me acusen de materialista...

Lo hago por mis hijos.


Update: Malditos, pasen por Oblogo 17, y vean la página 8.
Yeah!

martes, 15 de septiembre de 2009

10 (?) maneras para dejar de trabajar

60 Arengaron conmigo
He descubierto cual es la mejor manera de hacerse rico. Sí, a partir de ahora empezaré a trabajar para alcanzar mi fin último: dejar de trabajar. Es irónico, porque uno trabaja, siempre, para dejar de trabajar en algún momento. El tema es que yo quiero que ese ‘en algún momento’ sea dentro de poco. Nadie quiere vivir 30 años de su vida atado a un trabajo. Por lo que ayer, bajó del cielo (¿) el ángel de la lucidez y me dejó marcado en un cartel luminoso el camino al éxito: Tener un hijo.

Es cierto, me dirán que no hay gasto más grande y de por vida que tener un hijo. Sí, pero eso es porque ustedes, padres improvisados, no pensaron en lo que yo pensé.
Para tener un hijo y pretender qué este sea rentable (¿), hay que hacer una mínima inversión. Hay que fomentar en el niñito todos los posibles talentos, anotarlos en cuanta academia se nos presente, probarlo en algún casting de Cris Morena, o mandarlo desde los 2 años a hacer algún deporte de los que están en boga.

A ver, ¿para qué te vas a hipotecar la vida para darle una buena educación, si al fin y al cabo, la única manera, rápida y efectiva, para darle un buen pasar es mandarlo a jugar al futbol, al tenis, a algo?. Después de todo, el deporte es salú.
Después de todo, inculcarle la cultura de trabajo es algo positivo.
Otra vertiente para las nenas podría ser, mandarla a alguna academia de baile, no para que sea una Paloma Herrera no, para que con suerte apunte a salir en algún Bailando. Claro que si tenemos la suerte de tener retoños talentosos no los vamos a rechazar.
Otra posibilidad para las niñitas es que sean modelos. Eso sí, deben tener algún tipo de agraciamiento (¿) estético, porque la gente no es estúpida y una niñita fea no sería tomada en cuenta. Ustedes, deben tener como modelo a seguir a la madre de Nicole Neumann, quien explotó a su hija durante toda su adolescencia. Claro que ahora la hija mucho no la quiere, pero ese es un detalle, ella jamás laburó.
Entonces, para dejar de laburar como burro deslomado, lo ideal es tener un/a hijo/a y hacerlo/a laburar. Si no contamos con un mínimo de talento acudiremos a la belleza y lo haremos modelo y/o actor.
En el caso de que sea niñita, no os desesperéis si tenemos la mala leche (cuak) de tener una hija sin talento y no tan agraciada, siempre está la última opción: hacerla botinera. Sino mírenlo al padre de Wanda: lejos de ofuscarse porque la niñita salió en un dudoso video haciendo cosas non santas, el padre se quedó en el molde y hoy por hoy, lo único que hace es ir a buscarla cada vez que llega de Brasil, -donde su marido roba jugando al futbol-, y sostenerle las valijas.
¿Díganme si no es negocio?.

jueves, 10 de septiembre de 2009

Le cuido el rancho

51 Arengaron conmigo
Hablan de ‘la carolina’, de la belleza de ‘la carolina’. Le hablo al televisor, ‘acá estoy chicos acá estoy, soy la beia carolina. No se amontonen, hay para todos’. Mi madre, desde la cocina, me dice: qué, le digo: ‘la beia carolina’ soy io. Me dice: qué. Bueh, acaso sos sorda, vieja. Me levanto la remera y me masajeo la buzarda, mi madre me mira. Le digo, qué mirás. Me dice: nada. Le digo, qué mirás, me dice: no te miro, solo paso los ojos por vos. Bueno, eso, mi querida, es mirar.

En Estudio País, siguen pasando imágenes de ‘la carolina’, una BELLEZA de San Luis, pero yo le hablo al televisor y digo, NO DE SAN LUIS NO, DE BUENOS AIRES, y me río de janeiro. Mi madre dice: vos conocés ese lugar. Le digo no, me dice sí. Le digo noooooo, me dice sí. Fuimos con tu padre cuando eras bebe. ¿Mi padre alguna vez fue un padre presente? ¿alguna vez me llevaste a San Luis? ¿alguna vez yo fui bebé?. Oh, me sorprendo y me río como foca. Fui bebé, fui bebe, y corro por toda la casa gritando, FUI BEBE. El gato me mira. Le digo, gato: Fui bebé. Me mira y no me dice nada. ¬¬

Mi madre me dice, mirá mirá vení mirá. Corro por todo el penjaus pero, como dice la ley de Murphy: ‘NO CORRERAS AL PEDO, PORQUE NUNCA LLEGARÁS’. So, corro al pedo, y llego para ver una publicidad de kfjgkfjgfkgj. Me dice, pasaron imágenes de dónde estuvimos hace 4500 años. Ge nial. Le digo: no hay respeto (¿). Me dice, no.

De pronto, recupero la felicidad porque recuerdo que tengo mi celular nuevo, me regodeo en él y lo disfruto a mansalva, a diestra y siniestra, a borbotones, a troche y moche. Juego a los jueguitos, llamo cada 5 minutos al SDD porque ahora los dos tenemos teléfonos con video llamada, y le hago caras, le hago un tour por el penjaus para que vea como está todo mientras trabaja, para que vea que le cuido el rancho. Le paso a la vieja y hablan, se quejan de mí, de que soy una rompe-huevos. Injurias, malditos ¬¬.

Pero para que vean que no todo es felicidad y lujuria en mi vida, termino chupando el papel de un caramelo de menta para la garganta. No poder comer azúcar es inhumano. He llegado a la conclusión de que el azúcar es mi energizante, me pone up. Al no tenerlo en mi sangre soy sólo la sombra de lo que algún día fui. He perdido la chispa.

lunes, 7 de septiembre de 2009

Alita de Lázzari

47 Arengaron conmigo
Miro a Susana Gimenez y me indigno. No puedo creer lo inútil que es para hacer algo que parece tan simple. Oíme, tenés el horario central del Domingo a la noche, no podes tenér una producción tan pedorra, en serio. Le hace una entrevista a un tipo de Francia, teóricamente es un cantante super hiper recontraconocido de los que cantan ‘jeven aim in jeven’, bueh, no podes preguntarle cosas en 4 idiomas distintos que el tipo no maneja, hablale en Francés o en Ingles pero no mezcles. El viejo de 85 años es mas despierto que vos Susana, sos un desastre. Me indigno y cambio, pero mi madre que, una vez mas es Pro-todo.lo.que.odio, me dice: ehhhhhh qué cambias, eh’. Eh nada, le digo, es una inútil, por Dios, tiene todo escrito y no sabe hablar. Me dice, bueno a mí me gusta. Bueno, pero es una hueca. Y me enojo. Me paro y me voy a mi habitación como si tuviera 15. ¿Qué soy Florencia Peña en ‘Son de 10’? ¿eh? Pésimo.

Vuelvo al living para darle batalla a mi madre, ¬¬ pero la veo tan compenetrada, babeándose con el Juego ese pedorro que hace Susana, que me da lástima cambiar. Así que me guardo mi espíritu guerrillero para mas luego (¿) nunca faltan oportunidades viviendo con mi madre. Mientras busco algo con qué entretenerme. Ultimamente me da la sensación de que lo único placentero en mi vida es dormir. Posta, empiezo el día puteando porque tengo que levantarme y a los 20 minutos ya estoy deseando que sean las 10 de la noche para volver a dormir. Es triste, lo sé, pero es lo que hay. Busco en internet enfermedades cuyo síntoma principal sea el sueño y el resultado es: embarazo. Me río internamente, y le consulto a mi madre por ‘otras enfermedades’ cuyo síntoma sea el sueño. Me dice, es la falta de azúcar. Es cierto, sostengo mi teoría de que la falta de azúcar me hace estar demasiado zen y eso me molesta. ¬¬

Eniguey, aparece SDD para preguntarme qué quiero comer, quiero comer una Rogel de Dulce de leche, [baba x 5500]. De solo pensarlo dejo un charco gigante en la Noutbuk. Me dice, dale dale qué queres comer, quiero comer un kilo de masas finas, quiero comer frutillas con crema, o flan con Dulce de leche, maldito ¿qué voy a querer comer? La pregunta correcta sería, ¿qué podes comer? Lo cual es substancialmente distinto. Debo comer ensalada y esas porquerías sin azúcar y/o colesterol. La Vida ya no me sonríe.

Decide por mí, porque todo lo anterior lo pienso pero no lo digo, se ve que me quedé mirándolo mientras la baba recorría lentamente mi mentón, imaginando que sus patas eran dos empanadas y su cabeza una porción de pizza de muzzarella. Por lo tanto como pollo, otra vez. Creo que lentamente me están creciendo alitas. Alita de Lázzari. Esto no es vida. ¬¬


Porca Miseria.

miércoles, 2 de septiembre de 2009

Quedate quieta, mierda

46 Arengaron conmigo

Entro a mi casa con un kilo de pescado en unas bolsas. Me miran, los miro, me preguntan: ¿fuiste a comprar pescado?, no, si vengo de pescar. ¬¬ se ríen. Me preguntan si le compre un regalo a mi hija que casualmente hoy cumple 16 años. Les digo: obvio, voy a hacerle una torta ¿Una torta?, sí. Me dicen, el gato no puede comer dulces. Ya sé. Le voy a hacer una torta de pescado. Yeah. Se ríen, pero no entiendo porqué. Me paso dos hora buscando en gugul recetas de tortas de pescado, pero todas llevan huevo y no quiero convertir la torta de cumpleaños en su última cena, así que decido darle el pescado así, como viene. El gato se me tira encima cuando me ve salir con el plato lleno de pescado. Come, come como cerda. Se regodea en su pescado, y después se relame. Me mira como pidiéndome más, y le digo, basta basta, te comiste un cuarto kilo, gorda. Y la abrazo, la levanto y le doy besos en la boca, pero me da un poco de asco por la baranda a pescado. La largo. En eso aparece SDD y le digo, che, podríamos hacerle una actuación al gato. Sí, me dice. Y nos vamos en trencito detrás del gato. Lo corremos como alienados por toda la casa hasta que lo alcanzamos. Lo molestamos y le cantamos mucho: tequieroyoytuami, somosunafamiliafeliz. En eso se cansa de escucharnos y pone las orejas para atrás. Odio que ponga las orejas para atrás es obvio que después de eso sale rajando. ¬¬

Efectivamente sale rajando, pero antes, le engancho en la cola el ganchito del pelo. Corre el gato, corro yo, corre SDD y atrás mi vieja para sacarle el ganchito. El gato se mete otra vez debajo de la cama y se saca el ganchito a la mierda. Puta madre. Recuerdo que cuando tenía 2 o 3 años, para su bautizo, le compre unos escarpines de lana rosa que le duraron como 4 segundos, porque se los arranco con los dientes y los hizo mierda, todavía los tengo guardados.

Del mismo modo esta vez quiero ponerle una remerita de bebe, para lo cual la saco de abajo de la cama, pero no se deja, se queja, grita, patalea, peor que si le cortara las uñas. Quedate quieta, mierda. No me hace caso. Grita como parturienta hasta que me hace jjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjj, y se va. Maldita!!!!!!. La corro, y a su vez a mí me corre SDD, al grito de DEJA ESE GATO, deja ese gato. Y a él lo corre mi vieja, no sé bien para qué.

Al final me agotan, la vieja, el gato y SDD. Así que me doy por vencida.

Es increíble pero no todos los días se cumplen Dulces 16. Así que. Feliz cumpleaños gato del Demonio.

Malditos pasen por la covacha que me mate escribiendo un post requeté interesante. ¬¬


Pd: Malditos, como nadie me dijo nada che, me olvidé de mencionar el fantástico trabajo de Julia que en una clara actitud pro-tamy me ofrecio un favicom en alegoría a su especie. Muchas gracias, jules.

 

Que parezca un accidente son todos putos incluso en blogger pero putos de verdad El gato todopoderoso la vida misma esta llena de herejes